Coronation chicken

Coronation Chicken

en memoria de S.M. Isabel II

por Javier Oyarbide Apalategui

 

El día dos de junio de 1953, Isabel Alexandra Mary Windsor fue coronada Reina de Inglaterra en la Abadía de Westminster. Desde el año 1066 es el sitio elegido por la tradición británica para tan magnos eventos. Anteriormente, se celebraron en Bath, Oxford y Canterbury, segun la conveniencia. De las treinta y nueve investiduras que habían tenido lugar en Londres, la de Isabel II fue la sexta en que se proclamaba a una Soberana. Entonces tenía veintisiete años y su Coronación se celebró algo más de un año después de su nombramiento como monarca del Reino Unido, Canadá, Australia, Nueva Zelanda, Sudáfrica, Pakistán y Ceilán. 

Como todo gran acontecimiento estuvo repleto de anécdotas, curiosidades y chascarrillos.

Por destacar, esa misma mañana, llegó la noticia de que Edmund Hillary y Tenzing Norgay habían alcanzado la cima del Everest. La Reina correspondió con una edición especial de medallas conmemorativas de la Coronación en la que se puede leer el texto adicional ‘Expedición al Monte Everest’. 

El vestido de Coronación de La Reina fue diseñado por el diseñador de moda británico Norman Hartnell. Estaba confeccionado en satén blanco y bordado con los emblemas del Reino Unido y de la Commonwealth en hilos de oro y plata. Ese mismo vestido lo utilizó en seis ocasiones posteriores.

Aunque muchos habían asumido que el maestro de música de la Reina, Sir Arnold Bax, sería el director musical de la Coronación, se decidió en su lugar nombrar al organista y maestro de coros de la Abadía, William McKie, que había estado a cargo de la música en la boda real en 1947. En cuanto a la selección de la música, la tradición marcaba que «Zadok the Priest» de Händel y «I was glad» de Parry debían estar incluidas, entre otras piezas. A sugerencia de Vaughan Williams, se incluyó un himno en el que pudieran participar los asistentes. Esto no era muy ortodoxo y no se integró en el programa hasta que fue consultado con la Reina que dio su aprobación.

La cadena británica BBC fue la responsable de la primera retransmisión en directo de un acontecimiento real a nivel mundial. Esto fue posible después de fuertes encontronazos entre Churchill e Isabel, que quería a toda costa que así se hiciera. El Primer Ministro se oponía, pero los aires renovadores de Su Majestad se impusieron. Solo en el Reino Unido hubo más de veinticinco millones de telespectadores, cifra más que asombrosa dada la escasez de aparatos de televisión disponibles en un país que empezaba a recuperarse de las durísimas secuelas de la guerra. Las mujeres empezaban a dejar aparcados los zapatos de tacón bajo porque recordaban a los de las ATS y a los de la WAAF (Women’s Auxiliary Air Force) y empezaban a tambalearse en sus nuevos tacones altos. Los hombres se vestían con chaquetas, chalecos y corbatas blancos, cubriendo sus cabezas con sombreros Trilby, ajustados con una inclinación de diez grados sobre la horizontal. 

Entre los miles de periodistas de todo el mundo que cubrían el acontecimiento, se encontraba Jacqueline Lee Bouvier, futura Jackie Kennedy, cuando contrajo matrimonio con el Presidente norteamericano JFK. Entonces trabajaba como fotógrafa para el Washington Times-Herald.

Pero vamos a lo que nos incumbe, cómo no, la gastronomía. 

La Reina y el Duque de Edimburgo fueron despedidos del Palacio de Buckingham por una comitiva de trabajadores, entre los que se encontraban todos los cocineros. Se utilizó como transporte hasta la Abadía de Westminster, la Gold State Coach (la carroza pesa tres mil setecientos kilos), tirada por ocho caballos castrados grises: Cunningham, Tovey, Noah, Tedder, Eisenhower, Snow White, Tipperary y McCreery. Allí esperaban ocho mil doscientos cincuenta y un invitados, a los cuales les correspondieron cuarenta y seis centímetros de asiento per cápita.  

El Ministerio de Alimentación otorgó ochenta y dos solicitudes para que las personas asaran bueyes si podían demostrar que, por tradición, se había asado un buey en Coronaciones anteriores. Una concesión bienvenida en un momento en que la ración de carne era de dos chelines (0,12€ actuales) por semana. 

Sir David Eccles, Ministro de Obras, pidió a Rosemary Hume, chef y fundadora de la prestigiosa escuela de cocina Le Cordon Bleu de Londres, y a sus alumnos que se encargaran del almuerzo para los invitados de Su Majestad. Eran principalmente representantes de otros países. La escuela tuvo el honor de participar en una ocasión tan especial y sirvió el banquete del día de la Coronación a trescientas cincuenta personas en el Gran Salón de la Escuela de Westminster, el mayor grupo que jamás se ha sentado allí.

Uno de los platos que se ofrecieron fue «Pollo Reina Isabel» que se conoce más como «Pollo de la Coronación».

A Rosemary Hume y Constance Spry, una escritora gastronómica y arreglista floral inglesa, también colaboradora de Le Cordon Bleu, se les atribuye la invención de esta receta. Parece que está inspirada en el «Pollo del Jubileo», un plato preparado para el Jubileo de Plata de Jorge V en 1935, que mezclaba pollo con mayonesa y curry.

Para preparar el «Coronation Chicken», siguiendo la receta original, necesitaremos:

Ingredientes:

4 Pechugas de pollo
2 Dientes de ajo
1 Hoja de laurel 
1 Tallo de apio
 Sal y pimienta negra en grano

 

Para la salsa:

200g Cebolla 
10g  Curry molido o una cucharada rasa de pasta de curry amarillo
20g  Salsa de tomate concentrada 
9cl  Vino blanco 
15cl Agua 
1   Hoja de laurel
15g  Azúcar
1   Rodaja de limón  
4   Melocotones secos (orejones) sumergidos en agua caliente durante 30 minutos y finamente picados
350g Mayonesa. Yo en esta mayonesa voy a utilizar vinagre de estragón, como recomendaba Louis Eustache Ude, célebre cocinero inglés del siglo XIX  que ejerció como chef en el Club Crockford´s
5cl Nata semi montada
2cl Aceite de girasol (yo usaré aceite de oliva)
El zumo de medio limón
Sal y pimienta negra molida

Preparación:

En una cacerola, con abundante agua en ebullición, introducimos las pechugas de pollo junto con la cebolla pelada y partida por la mitad, los dientes de ajo pelados, el tallo de apio, el laurel, unos granos de pimienta y sal. Cocemos a fuego suave durante 30 minutos. Retiramos y dejamos atemperar la cacerola durante una hora aproximadamente.
Escurrimos las pechugas y las deshacemos en hebras a mano. Reservamos.
Ahora vamos a preparar la salsa: Rehogamos la cebolla bien picada durante cinco minutos (sin que se dore). Añadimos el curry removiendo bien, durante un par de minutos, para evitar que se queme.
A continuación añadimos la salsa de tomate y después el vino blanco (dejando que reduzca un poco), el agua y el laurel. Cuando empiece a hervir incorporamos el azúcar, la rodaja y el zumo de limón así como los orejones picados. Salpimentamos y a fuego suave durante 10 minutos, aproximadamente.
Pasado este tiempo retiramos la rodaja de limón y el laurel. Pasamos bien la salsa con una túrmix. Cuando esté fría añadimos la mayonesa y la nata montada. 
Para terminar mezclamos las hebras de pollo con la salsa. 

El día del banquete, se ofreció como plato principal acompañado de ensaladas,  pero sugiero también servirlo como un aperitivo sobre alguna base.

Personalmente, haré este plato el próximo lunes 19, fecha de la despedida de la Reina Isabel II. 

Como ya les conté en otra entrega, tuve la suerte de poder dar de comer a Su Majestad hace unos cuántos años en El Escorial. Les refresco que lo que más le gustó de la comida de corte español que le servimos fue la chistorra de Arbizu (red sausages le llamaban). Tanto fue así que tuvimos que hacerle llegar el embutido navarro en varias ocasiones, a petición suya.

Tampoco faltará el próximo lunes la chistorra.

Con todos mis respetos a La Familia Real británica y a su pueblo, Descanse En Paz.

Por |2022-09-17T11:13:09+01:00septiembre 17th, 2022|General, Opinión, Recuerdos|Sin comentarios

EDICIONES DE LOS PREMIOS DE GASTRONOMÍA DE LA COMUNIDAD DE MADRID

1ª edición Premios de Gastronomía 2016

2ª edición Premios de Gastronomía 2017

3ª edición Premios de Gastronomía 2018

3ª edición - 2018

4ª edición Premios de Gastronomía 2019

4ª edición - 2019

5ª edición Premios de Gastronomía 2021

6ª edición Premios de Gastronomía 2022

Ir a Arriba